Dulce Canela Sexy   SUBMIT


  close
Interested in buying this domain?

Desde cierta perspectiva puede decirse que uno de los grandes triunfos del proceso civilizatorio es la higiene, la cual quizá actualmente damos por hecho, como si hubiera existido desde los orígenes más remotos de la humanidad pero que, en realidad, puede considerarse una “conquista” relativamente reciente. 

En efecto, si repasamos brevemente la historia de nuestra especie, podemos constatar que los actos de higiene que hoy consideramos más elementales –lavarse las manos, ducharse, defecar en excusados personales y limpios, lavarse los dientes, etc.– se adoptaron como prácticas comunes y cotidianas sólo en los últimos cien o ciento cincuenta años, mientras que en épocas precedentes se vivía en condiciones que hoy nos parecen antihigiénicas.

Este proceso es relativamente complejo, pues es resultado de diversos factores y del desarrollo de diversas disciplinas, desde la química y la medicina hasta la economía y la industrialización de la vida. 

De cualquier modo, es claro que la higiene puede considerarse un triunfo de la civilización, particularmente por su efecto sobre la salud y la esperanza y calidad de vida. Tan sencillas como quizá nos parezcan, las medidas de higiene que hemos referido han sido capitales para que el ser humano viva en mejores condiciones de bienestar.

Hacemos esta reflexión para acompañar un video realizado y compartido en redes sociales por Amanda Lorenzo, una maestra de nivel pre-kínder residente en Miami, Estados Unidos, quien con un sencillo experimento usando agua, aceite y granos molidos de pimienta, mostró a los niños a su cargo la importancia de lavarse las manos con jabón por fines higiénicos y de salud.

Con creatividad, la maestra simuló un cuerpo de “agua con virus” que de inicio se adhiere a la piel de una niña que sirve de voluntaria y sumerge su dedo en ella pero que, una vez que la niña enjabona su dedo, entonces se retira drásticamente, como si los virus tuvieran miedo del jabón y huyeran de su contacto. 

Con el asombro de los niños, la maestra demuestra su punto: que el jabón es imprescindible al momento de lavarse las manos, pues sólo así estamos “libres de virus”.

 

También en Pijama Surf: 5 cosas que debes saber (y practicar) para mejorar la condición de tu sistema inmune